30 años después

Cuando hablamos de invertir a largo plazo, son muchos los que piensan en horizontes temporales de 1 año a 5 años. Sin embargo, cuando realmente se gana dinero en bolsa es cuando pasan más de 5 años desde el inicio de nuestra inversión.

Recuerda que tanto los medios de comunicación como los intermediarios bursátiles son los primeros interesados en que estés atento a los cambios. Para que sigas las noticias minuto a minuto, en el primer caso, o bien, realices muchas transacciones en el segundo caso.

Pero como verás a continuación, de lo que se trata es de que crees una cartera de acciones de empresas bien gestionadas, con productos y servicios duraderos, con una estructura del capital sostenible (con bajos niveles de deuda) y que compres dichas empresas a precios razonables. Después lo único que debes hacer es disfrutar de tu tiempo mientras tus inversiones dan sus frutos con el paso de los años.

Para el ejemplo de hoy vamos a ver que habría pasado si hace 30 años hubieras invertido 10.000 $ en las cinco empresas que a día de hoy tienen la mayor capitalización bursátil del índice Dow Jones Industrial Average. Los resultados se muestran con y sin reinvertir dividendos.

Por un lado, es importante ver la importancia de reinvertir los dividendos para que crezca más la inversión y, por otro lado, como únicamente con el tiempo y el crecimiento del reparto de dividendos por acción los dividendos que se reciben cada año pasan a ser en muchos casos superiores a la inversión inicial.

Por ejemplo, sin reinvertir dividendos, con los 10.000$ invertidos en 1989, Microsoft en 2018 nos hubiera dado 46.513$ en dividendos, Apple 19.617$ y Johnson & Johnson 6.654$. Reinvirtiendo dividendos estas mismas compañías nos hubieran repartido dividendos por valor de 70.344$, 23.789$ y 12.910$ respectivamente.

Así que la conclusión es simple, invierte en empresas excelentes a precios razonables y espera tranquilo.