Italia es solo el comienzo

Los sucesos políticos en Italia están acelerando lo que, para muchos es, un camino irremediable.

Los tipos de interés ultra bajos provocados artificialmente por las políticas monetarias del BCE no se podían mantener eternamente con los altísimos niveles de endeudamiento público de países como España o Italia.

El dinero es libre de ir a donde más le convenga. Tal como hemos dicho reiteradamente, no tiene ninguna lógica que países como Estados Unidos paguen más intereses por su deuda que otros menos solventes como España o Italia.

En consecuencia, el dinero irá allí donde obtenga mayor rentabilidad con menor riesgo. La rentabilidad esperada por el dinero prestado ha de ser proporcional al riesgo que se asume. No tenía ninguna lógica que países como Italia o España recibieran dinero por pedir prestado...

La situación política es únicamente la gota que colma el vaso.

Los gobiernos de ambos países lejos de hacer caso a Europa, no han reducido sus deudas cuando los intereses corrían a su favor. Más bien todo lo contrario.

La deuda pública de España y Italia ha seguido creciendo desde la última recesión y durante las políticas de "dinero gratis" del BCE.

 Deuda pública Italia

Deuda pública Italia

 Deuda pública España

Deuda pública España

Parece que los políticos han seguido posponiendo el problema principal para salvar su silla en el corto plazo. 

Ahora, los tipos de interés en Italia vuelven a repuntar a niveles que todos sabíamos que, tarde o temprano, volverían. Saltan las alarmas de lo inesperado, la sorpresa cuando realmente sabían que pasaría.

En el último mes los tipos de interés del bono Italiano a 2 años ha pasado del terreno negativo a rentar más de un 2,7%.

 Bono Italia 2años

Bono Italia 2años

 Bono Italia 2 años

Bono Italia 2 años

Pero, ¿qué pasará cuando los tipos vuelvan a la normalidad en toda Europa?

Hoy el vicepresidente del BCE alertaba de una posible crisis de deuda en Italia si no contienen el gasto según lo previsto. Como si la culpa fuera de los últimos en sentarse en la silla....

La verdad sobre la desunión europea la veremos cuando el mercado de renta fija vuelva a la normalidad en Europa. No han solucionado nada. Y el crecimiento actual es lo más parecido a aumentarle la dosis de droga a un drogadicto, más deuda.