Burbujas que empiezan a estallar: Continental

El 15 de Febrero de 2017 publicábamos un artículo titulado “Continental, un árbol a finales de verano” dónde explicábamos que las acciones de Continental parecía que estuvieran llegando a la parte final de su ciclo alcista.

Recuerden, que en un artículo anterior, nos referíamos al verano bursátil como aquél periodo en el que los precios suben de forma vertical, y por lo tanto, predomina la euforia en el mercado, y el invierno bursátil como aquél periodo en el que predominan las caídas verticales, el pesimismo y el pánico invaden el sentimiento del mercado.

Pues bien, parece ser, que en Febrero 2017, la opinión que teníamos sobre Continental era acertada. Fíjense en el gráfico que publicamos en Febrero 2017 y el gráfico actual de las acciones de Continental.

Evolución del precio de las acciones de Continental. Febrero 2017

Evolución del precio de las acciones de Continental. Octubre 2018

Tal y como se puede observar en el gráfico anterior las acciones de Continental se han empezado a desplomar a un ritmo que no se veía desde las caídas de la anterior crisis financiera (2007/2008).

Desde los máximos de este año hasta niveles actuales, los precios han caído cerca del 46%.

Que los precios de las acciones de Continental se estén desplomando no significa que la empresa vaya a cerrar ni que los problemas que esté descontando el mercado sean necesariamente muy graves. Recuerden que venimos de una sobrevaloración clara del activo y por lo tanto, la vuelta a su cotización media es normal.

Por otro lado, hay que tener en cuenta los sentimientos de los inversores, ya que los mismos que se dejaron llevar por la euforia y compraron caro, ahora, es probable que se dejen llevar por el pánico y vendan a precios más razonables para la compra que para la venta.

Bajo nuestro punto de vista, dado que se trata de una empresa de consumo cíclico y la cotización de las acciones de este tipo de empresas acostumbra a fluctuar mucho, creemos que es posible y probable que las acciones sigan cayendo durante algún tiempo.

Por lo tanto, si las caídas se prolongan, más adelante es posible ofrezcan la posibilidad de ser compradas a precios realmente razonables y que nos aporten un importante margen de seguridad.